MedicinaGeriátrica ... Donde la geriatría se actualiza ...
MG - MedicinaGeriátrica

Imprimir - Enviar a un amigo - Cerrar Ventana

Lunes 13 de Marzo de 2006


Beneficios cardiovasculares de la actividad física


Dentro de los hábitos que los médicos recomiendan a sus pacientes para disminuir el riesgo de infarto de miocardio, se encuentra la realización regular de actividad física. Aquí se presenta una actualización sobre el valor del preacondicionamiento físico en la salud cardiovascular.



Muchos estudios epidemiológicos han mostrado los beneficios que aporta la actividad física a la salud de las personas, con una disminución de la incidencia de infarto agudo de miocardio (IAM) tanto en hombres como en mujeres.

Los beneficios aportados por la actividad física se alcanzarían a través de al menos tres mecanismos conocidos:
1) mejoría de la función endotelial, por lo tanto se estaría actuando sobre la prevención de la aterosclerosis y la oclusión de las arterias coronarias,
2) prevención del remodelado luego de un IAM, mediada por la expresión de genes que participan en el estrés oxidativo celular y
3) demora de la lesión miocárdica por isquemia luego de una oclusión coronaria a través del preacondicionamiento.

El preacondicionamiento disminuye la velocidad de lesión isquémica y limita el tamaño del infarto, con lo cual constituye un factor protector muy importante del miocardio, siguiendo en importancia a la reperfusión precoz.

A pesar de lo expresado, muchas líneas de evidencia sugieren, pero aún no prueban, que el preacondicionamiento protege al miocardio humano. Por ejemplo, el padecimiento de angina pre-infarto se asocia con una extensión menor del área afectada, una menor incidencia de insuficiencia cardiaca congestiva, shock y arritmias ventriculares y también disminuye la mortalidad.
Aparentemente
, cada oclusión coronaria que se produce, generaría un preacondicionamiento isquémico para la siguiente, disminuyendo paulatinamente el riesgo de IAM.

La actividad física moderada y regular podría proteger contra los efectos de la isquemia miocárdica en caso de ocurrir la ruptura de una placa, demorando de esta manera la lesión y por lo tanto, brindando mayor tiempo para la revascularización y limitando el área lesionada, actuando de manera similar al preacondicionamiento isquémico.

En conclusión, con lo expuesto se deduce que sería recomendable la realización regular de actividad física, tanto por los beneficios que aporta para la salud como para obtener esta especie de seguro contra los infartos.


Fuente:
Preconditioning. A New Concept About the Benefit of Exercise
Domenech R.

Circulation. 2006;113:e1-e3.


Noticias Relacionadas

  • Relación entre la concentración plasmática de vitamina D y las comorbilidades, la discapacidad y la mortalidad por cualquier causa.
  • Malnutrición y fragilidad en ancianos internados
  • El estado nutricional sería útil para predecir caídas en los adultos mayores que viven en la comunidad
  • Predicción de riesgo de deterioro funcional en ancianos candidatos a cirugía cardíaca
  • Fatiga en los adultos mayores
  • Herramientas para mejorar la información de las mujeres acerca del rastreo con mamografía después de los 75 años
  • Utilidad de la vitamina E y memantine en pacientes con Enfermedad de Alzheimer
  • III Seminario y Curso Internacional en Envejecimiento
  • Enfermedad coronaria: efecto protector de la vacuna contra la influenza

  • Buscar más noticias relacionadas

    Por Silvia Oneto para MG-MedicinaGeriátrica


    Imprimir - Enviar a un amigo - Cerrar Ventana

    Copyright © MedicinaGeriatrica.com.ar | Todos los derechos reservados
    MG - MedicinaGeriátrica
    info@medicinageriatrica.com.ar